Aumentó la venta de vehículos eléctricos e híbridos en Colombia durante 2021

El crecimiento de los vehículos eléctricos (EV) se encuentra rezagado en América Latina en comparación con EE. UU. y Europa, pero los gobiernos de la región están comenzando a implementar iniciativas ambiciosas para promover el sector y la transición hacia un transporte más limpio.

El año pasado se registró un importante incremento en las ventas de EV y vehículos híbridos enchufables en algunos países del sur del continente, entre los cuales destacó Colombia.

Las ventas totales en vehículos de bajas o cero emisiones en 2021 fueron de 17.702, un aumento de 194,8% en comparación con el año anterior, según muestran datos de la Asociación Nacional de Movilidad Sostenible (Andemos).

Bogotá, Antioquia y Cundinamarca son los departamentos con más vehículos matriculados de estas tecnologías con 8.706, 3.908 y 1.320 unidades respectivamente.

El país planea aumentar los vehículos eléctricos en sus carreteras este año, de acuerdo a la cuota de importación para híbridos y vehículos eléctricos que los ve sujetos a un impuesto al valor agregado de 5%, en comparación con el 35% que pagarían si se excediera la cuota.

Sin embargo, el Ministerio de Comercio en septiembre del año pasado suspendió la cuota de importación, apoyando el crecimiento, por lo que se han implementado otros incentivos para impulsar la demanda de vehículos eléctricos.

Dominan las empresas japonesas

De acuerdo con la información de matrículas suministrada por el Registro Único Nacional de Tránsito (RUNT) y a los cálculos de ANDEMOS, las cinco marcas con mayor número de matrículas en el 2021 fueron: Toyota (6.960), Suzuki (2.314), Ford (1.584) Kia (1.431) y Mercedes Benz (1.390); y las líneas
fueron el Toyota Corolla Cross, Suzuki Swift, Toyota Corolla, Toyota Rav 4 y Ford Escape.

Según el reporte, las cinco marcas con mayor número de matrículas entre enero y noviembre fueron: Toyota, Suzuki, Ford, Mercedes Benz y Kia con participaciones de mercado en el orden de 40,7%, 12,2%, 9,3%, 8,5% y 6,8%, representando 77,5% del total de vehículos matriculados.

De forma más específica, las organizaciones reportan que los cinco modelos híbridos y eléctricos más vendidos fueron los siguientes: en la cima de las ventas está Toyota, con sus modelos Corolla Cross, con 2.652 unidades y el Corolla con 2.105. En tercer lugar, el Suzuki Swift, 1.930; le siguen la Toyota RAV4, 1.675; y la Ford Escape, 1.437.

En relación a las motos eléctricas, los registros indican que en 2021 se vendieron 2.329 unidades, lo que representa un crecimiento del 22,1%, frente al mismo período de 2020, cuando se comercializaron 1.907 unidades.

En 2021, Colombia se consolida por tercer año consecutivo como líder en las matrículas de vehículos totalmente eléctricos (BEV) en Latinoamérica, además ascendió a segundo lugar en las matrículas de vehículos híbridos eléctricos enchufables (PHEV), y ocupó el tercer lugar en vehículos híbridos eléctricos con la mejor tasa de crecimiento.

“Los incentivos fiscales en la compra de vehículos eléctricos e híbridos eléctricos, la menor carga arancelaria, los descuentos en la revisión técnico mecánica y seguro obligatorio, los menores impuestos de circulación y la posibilidad de estar exento de las restricción de circulación en las ciudades (Pico y Placa) han motivado la transición energética en Colombia»

Oliverio García, presidente de ANDEMOS.

Otros datos de interés

En 2019, Colombia aprobó una ley para impulsar la movilidad eléctrica, que proporciona incentivos fiscales para promover la propiedad y el uso de vehículos cero emisiones, incluidas tarifas reducidas de seguro y mantenimiento, mejor acceso al estacionamiento y la eliminación de aranceles de importación.

Además, la ley establece objetivos para flotas gubernamentales y el transporte público: Un mínimo del 30% de la flota del gobierno debe estar compuesta por EV para 2025, mientras que las ciudades deben aumentar su participación en las compras de autobuses eléctricos, del 10% en 2025 al 100% en 2035.

Para mediados de 2022, Bogotá debería tener al menos 20 estaciones de carga rápida, mientras que otras cinco ciudades designadas deben tener al menos cinco, lo que eleva el número total de estaciones de carga obligatorias a 40.

Un estudio de 2019 encargado por el Ministerio de Minas y Energía de Colombia recomendó una proporción de EV a estaciones públicas de carga rápida de 117: 1, suponiendo un acceso generalizado a la carga en el hogar y el lugar de trabajo en el futuro.

Se espera que este año se realice una consulta pública sobre algunas medidas vinculadas al uso de vehículos eléctricos e híbridos, con especial interés en las zonas residenciales y comerciales de carga vehicular.

Publicaciones Similares